DON FÉLIX GRACIA RUPÉREZ


Publicado en el Semanario La Comarca el 18 y 25 del 7 de 2014

Nacido en Carenas, Félix Gracia Rupérez era un abogado con inquietudes políticas que en su pueblo natal estaba afiliado al Partido Radical-Socialista. Con 28 años marchó, en 1934, a la cercana localidad de Ateca, entonces cabecera de Partido, a ejercer la abogacía.

En esta villa conoció al Recaudador de Hacienda Leonardo Navarro Lora y al Registrador de la Propiedad Leoncio Pérez Pérez, de ideologías afines y pilares fundacionales de Izquierda Republicana local en 1935. Por su profesión e ideología, pronto entabló relación con ambos. Su juventud y carácter también le debió granjear muchas amistades entre los vecinos, al menos entre los de tendencia izquierdista.

Al poco tiempo de establecerse, en un artículo de Heraldo de Aragón aparecido la víspera de las fiestas (seis de septiembre) de 1934, alababa su nuevo pueblo de adopción, definía a los atecanos como gente de carácter recio y austero, pero hospitalario, y agradecía la acogida que le habían dispensado. Así se expresaba:

“He visto en tus vecinos toda una gama de recios caracteres; tan recios que en tu conjunto nadie se confunde y cada cual conserva su personalidad. Te puebla gente seria de altiva sencillez (valga la paradoja), que no conoce la adulación ni la lisonja, y apareces hosco siendo austero. Tu defecto aparente es íntima virtud y tus valores sólo puede apreciarlos un buen observador, libre de prejuicios frívolos y conceptos chabacanos. El carácter íntegro de tus moradores no los priva de tener afectos, y yo, que llegué a ti siendo casi por completo desconocido, he recibido atenciones y he encontrado amigos que te granjean mi estimación y mi gratitud.

El carácter de tus vecinos se deriva en gran parte de su condición laboriosa. Pueblo trabajador, como buen trabajador es sencillo y altivo a la vez; a tu recio carácter le basta con la satisfacción propia y, satisfecho de tu obra, ni la escondes ni la pregonas”.

Un año después, el 8 de septiembre de 1935, en la sala del teatro-cine Liceo Atecano se procedía a la fundación de la Agrupación Local de Izquierda Republicana, partido creado por Acción Republicana tras su fusión con otros partidos. La Junta de dicha agrupación se constituyó con Leoncio Pérez Pérez como presidente, Antonio Álvaro Pérez como vicepresidente, Leonardo Navarro Lora (amigo personal de Honorato Castro Bonel Concejal de Madrid y diputado por la Conjunción Republicano-Socialista en 1931 y elegido diputado por Izquierda Republicana en 1936) como secretario, José María Murillo como tesorero, José María Bosch, Félix Gracia Rupérez y Virgilio Sánchez como vocales, y Antonio Beltrán Pérez, Vicente Calleja, Manuel Pérez y Salvador Sabroso como miembros fundadores.

En las elecciones del día 16 de febrero de 1936 las urnas dieron el triunfo al Frente Popular (coalición de Unión Republicana e Izquierda Republicana) provocando el cese del ayuntamiento conservador o gubernamental y reponiendo a los concejales de las elecciones del 12 de abril de 1931: Agustín Ayerbe, Joaquín Tejero Pascual, José Saldaña Pérez, José Sánchez Fuentes, Justo Campos Duce (fallecido), Enrique Moreno Ibáñez, Rafael Bosch Fraile, Enrique Bendicho (que no recogió su acta de concejal), Manuel Vigaray (que tampoco recogió su acta de concejal) y Antonio Álvaro (este último como alcalde accidental hasta que se reintegrara Bendicho). Enrique Bendicho dimitiría por incompatibilidad con su cargo de Administrador Subalterno de la Compañía Arrendataria de Tabacos y fue nombrado alcalde Agustín Ayerbe y Álvaro quedó como teniente de alcalde.

Los meses comprendidos entre las elecciones y el alzamiento militar estuvieron a caballo entre la adopción de medidas encaminadas a favorecer a los que tenían menor poder adquisitivo, el revanchismo y la propaganda política. Así, mientras se bajaba el precio algunos artículos de primera necesidad (pan, carne, aceite y leche), a propuesta del concejal Enrique Bendicho se desposeía a Francisco Ortega Saníñigo de su título de cronista de la Villa por haber publicado en La Voz de Aragón un artículo a su parecer tendencioso, la Asociación Labor y Libertad (adscrita a UGT) presentaba en el Ayuntamiento un escrito sucrito por más de 200 electores pidiendo la destitución del médico José Payno Marchante y del recaudador municipal Enrique Marín Compés, a nivel comarcal (donde estaba representado Ateca) los remolacheros pretendían destituir a los representantes remolacheros, y cualquier acto conmemorativo se convertía en un mitin con participación de los republicanos más significados de la localidad.

En una de estas conmemoraciones participó como orador Félix Gracia. El día 1º de mayo de 1936, entre los actos programados para ese día, se celebró en el Liceo Atecano una asamblea, organizada por el profesorado local y presidido por el alcalde Agustín Ayerbe, para exponer el proyecto de crear un ropero escolar. Intervinieron el inspector Sr. Vera, la maestra Victoria Modrego, el abogado Félix Gracia Rupérez y el director de la graduada de niños Anselmo Ibáñez.

Al producirse la sublevación militar del 18 de julio, se formó en Ateca un Comité de Huelga que cerró fábricas y comercios y requisó las armas de caza en connivencia de la los guardias civiles del puesto local que se mantuvieron fieles al Gobierno de la República. El día 22, un grupo de los más exaltados talaron cerca de la estación del ferrocarril un gran olmo de los que había en la cuneta de la carretera con el fin de entorpecer el paso de un convoy militar que, desde Calatayud, se dirigía a Guadalajara. Las consecuencias de esta provocación fue el fusilamiento inmediato en la madrugada del día siguiente de un vecino, en cuyo patio encontraron las herramientas empleadas en la tala pero que no tuvo nada que ver, y del factor de la estación que no delataron a los actores del hecho. Además, dentro del casco urbano fusilaron a un joven de 18 años, empleado en telégrafos, acusado de espía, y se bombardeó el pueblo con fuego de mortero.

Ante esta reacción del ejército, los vecinos de izquierdas más significados huyeron al monte, se ocultaron en sus casas o dejaron definitivamente el pueblo. También parece que estuvieron huidos dos o tres días Félix Gracia y Leoncio Pérez. Pasado el sobresalto de los primeros días y relevado el ayuntamiento republicano por otro designado por la autoridad militar el día 1 de agosto, se volvió a una relativa tranquilidad si exceptuamos las medidas tendentes a evitar cualquier tipo de desorden armado o dialéctico.

El 6 de agosto, en la estación de Ateca en el momento del embarque de los movilizados, algunos mozos gritaron vivas a la República e hicieron manifestaciones en contra del Movimiento. El hecho llegó a conocimiento del Coronel Comandante Militar en Calatayud y el día 18 se personó en Ateca un capitán de la Guardia Civil con fuerzas armadas de la Benemérita, Artillería y Falange con el fin de investigar los hechos de los primeros días del Movimiento y el incidente de la estación.

En cuanto al primer hecho, procedieron a tomar las salidas del pueblo y tras la celebración de algunos actos festivos-políticos que el incipiente diario aragonés del Movimiento Amanecer del día 21 describió con exarcebado matiz patriótico y triunfalista, seleccionaron doce individuos militantes de izquierdas que fueron embarcados en un vehículo que, formando parte de la caravana que iba a Calatayud a presenciar el fusilamiento de El Estirao, fue desviado al barranco de la Bartolina donde fueron fusilados.

Respecto a los hechos acontecidos en la estación el capitán interrogó a varios vecinos pero no pudo sacar nada en claro. No obstante, la manifestación sediciosa no fue olvidada y el día 25 de agosto el Comandante Militar de Calatayud se personó en Ateca por orden de la Superioridad para hacer nuevas averiguaciones sobre dicho suceso. Tampoco pudo conseguir nombres de los protagonistas pues la gente preguntada dijo conocer los hechos por oídas; sólo uno de los interrogados señaló al soldado Fausto Polo Sánchez, supuestamente soldado del 9º Ligero de Artillería, que investigado resultó no ser “conocido como significado, pues llevaba poco tiempo en el pueblo” (era de Ateca). Se interesó, entonces, por los que más se habían destacado en contra del Movimiento y fueron señalados Leoncio Pérez, Félix Gracia y Leonardo Navarro.

De sus averiguaciones concluyó que Félix y Leonardo era soldados de cuota (el primero alférez de complemento del 9º de Regimiento y, el segundo del Regimiento de Carros) y que no se encontraban el 6 de agosto en la estación por haberse marchado unos días antes, no tomando, por tanto, parte en los sucesos de dicho día. El registrador Leoncio Pérez, que estaba en el pueblo, fue detenido aquél mismo día y conducido a Zaragoza el día 27, ingresando cadáver al día siguiente en el depósito de la Facultad de Medicina con heridas de arma de fuego en las regiones occipital y región dorsal izquierda.

A pesar de ello, se les instruyó a los cuatro juicio sumarísimo por el supuesto delito de sedición en el cuartel Palafox de Zaragoza dictándose providencia el 7 de septiembre de 1936 en el sentido de que había fallecido el encausado (Leoncio Pérez), que los Félix Gracia y Leonardo Navarro no habían participado en los sucesos, y que el soldado Fausto Polo, sobre el que recaía la responsabilidad, no figuraba en el Regimiento que se le suponía. El 19 de septiembre se emitió fallo acordando el sobreseimiento provisional de lo actuado hasta la presentación o captura de los culpables.

Detenido el 10 de octubre de 1936 sin saberse la causa, Félix Gracia fue fusilado el 11 de noviembre del mismo año en Zaragoza. Causa de la muerte: fractura de cráneo y hemorragia.

(FUENTES UTILIZADAS: ÁLVARO BLASCO, José Javier. Segunda República y represión franquista en Ateca (Zaragoza). Fundación Bernardo Aladrén. Zaragoza, 2009; MARTÍNEZ GARCÍA, Francisco José. Ateca entre 1800 y 1975. Institución Fernando el Católico. Zaragoza, 2011).

NOTA. Este artículo fue publicado en la revista número 12 KARENIS de agosto de 2013

Anuncios

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s